Edificio «El Desierto» de San Jose de Rigada
Hoz de Anero. Ribamontan al Monte
Declarada Bien de Interés Cultural / 1977


      El único edificio declarado monumento en el municipio de Hoz de Anero es este Convento del Santo Desierto de San José de Rigada, ocupado por la orden de los Carmelitas Descalzos. En él llama poderosamente la atención su aspecto exterior: la apariencia no es la propia de un edificio religioso, ya que se trata de dos casonas unidas por un cuerpo central que tiene las funciones de capilla.

      La orden de los Carmelitas Descalzos se establece por primera vez en Cantabria en 1588, en Ajo, pero seis años más tarde ceden el convento a los Dominicos. Un siglo más tarde, en 1719, se funda un nuevo convento en Hoz de Anero, que perduró hasta mediados del siglo XIX.

      En 1905 los Carmelitas se incorporan a su antiguo convento de El Desierto de Rigada, denominación que hace referencia a la concepción anacoreta de los frailes y al término en el que se halla ubicado.

      La construcción no manifiesta una fisonomía de tipo religioso sino un aspecto palaciego, pues con esta finalidad fue edificada desde finales del siglo XVII por los hermanos Pedro Alonso y Juan Cagigal Salinas, distinguidos militares naturales de este lugar, este último padre de D. Francisco Antonio Cagigal de la Vega, que fue Capitán General de la Isla de Cuba y Virrey de México.

      Muestra una disposición rectangular, con la fachada principal, muy alargada, orientada hacia el sur, y blasones familiares de los fundadores en lugar preminente: Cagigal, Alonso, Vega y Acebedo.

      Está compuesto en realidad por dos palacios contrapuestos en el mismo eje. Cada uno de ellos consta de una torre prismática de tres alturas en el extremo y un cuerpo principal, con zaguán de entrada y planta noble adosado a ella. Ambos palacios se unen mediante un cuerpo central, que sobresale ligeramente hacia adelante, alineándose con las torres. Este cuerpo constituye la capilla, fechada en 1694 y fundada según testamento de Pedro Alonso Cagigal, que falleció en México. La primitiva advocación de la Virgen del Rosario fue cambiada por la actual de San José.

      El palacio occidental (cuerpo y torre), finalizado en 1754, fue realizado por el gran arquitecto trasmerano Andrés Julián de Mazarrasa. A esta misma época puede pertenecer la fachada con arcos escarzanos del palacio oriental, donde destaca la puerta del balcón volado, con orejeras muy molduradas y escudo con las armas de Cagigal de la Vega en su campo ovalado.

      En 1977 el conjunto se encontraba en estado de ruina inminente, por lo que fue declarado monumento de interés artístico para evitar su destrucción, procediéndose posteriormente a su rehabilitación.

      Pertenece a la Orden Carmelitana. El régimen de visitas es restringido. Contactar con el Padre superior del Convento.

      VV. AA.: Patrimonio Arquitectónico religioso de Cantabria. Fundación Santillana 1990.

      VV.AA.: Catálogo Monumental del Municipio de Ribamontán al Monte. Santander 1993, pp. 101-105.

      En Hoz de Anero:

      Iglesia parroquial de Nuestra Señora de Toraya.

      Palacio de Movellán.

      Palacio de la Vega.

      Palacio de los Fernández de Velasco, en Entrambasaguas. Ficha 67

      Palacio de los Acebedo, en Hoznayo (Entrambasaguas). Ficha 68

      A unos 25 km. al este de la capital, en dirección a Bilbao. Al llegar a Anero por la N-634, debe tomarse una desviación a la izquierda que conduce a Hoz de Anero. Desde allí una carretera local con dirección noroeste nos aproxima al Cconvento.


Arriba                Indice de Bienes de Interés Cultural