Cantabria 102 Municipios 
liébana
occidente
saja-nansa
besaya
campoo
santander
pas-miera
trasmiera
asón-agüera
oriente
descripción general
historia
personajes
patrimonio
naturaleza
población
núcleos de población
economía
etnología y folklore
gastronomía y hostelería
guía de servicios
buscador de municipios
web municipal

gobierno de cantabria
 
el diario montañes
San Vicente de la Barquera fauna y flora
   
 playas
   


San Vicente de la Barquera presenta una diversidad biológica muy elevada, relacionada tanto con la calidad ambiental del entorno como con la variedad de hábitats existentes. En los acantilados, paredes verticales entre 10 y 50 m de altura labrados sobre la caliza, la vegetación presenta una zonificación en franjas paralelas a la línea de costa. En la franja más cercana al mar crecen especies con gran resistencia a la salinidad, como el hinojo marino y el salvio. A medida que nos alejamos del agua, va desarrollándose el junco negro, más arriba, los pastizales de gramíneas, como festucas y esparragueras, y, después, los brezales y tojos. Estos acantilados son refugio para el halcón peregrino, la paloma bravía, el cormorán moñudo, la gaviota patiamarilla y reidora y el petril común.

Las dunas se fijan gracias a la vegetación, por lo que ésta es más abundante a medida que evolucionan. Las comunidades vegetales más comunes están formadas por gramíneas halonitrófilas y barronales, acompañadas de otras especies como el rábano de mar o la acelga de mar. Además de algunos insectos, mariposas y escarabajos de gran interés que habitan las playas y dunas, son comunes, tanto aquí como en las marismas, los alcatraces, negrones y diversos tipos de aves limícolas en otoño y, en invierno, garzas reales, garcetas comunes, zarapitos reales y varios tipos de anátidas, como el ánade silbón, la cerceta común, el ánade rabudo, el pato cuchara, el porrón común, el porrón moñudo y el correlimos común.

Las marismas, la de Pombo y la de Rubín, cada una en uno de los brazos de la ría de San Vicente, se encuentran flanqueadas por juncales y cañaverales de juncias marinas y carrizo. En cuanto a la fauna, además de las aves que también habitan las playas y dunas, puede verse el zampullín chico, la focha común, la polla de agua, el ánade real, el rascón, el avetorillo común y el aguilucho lagunero. Además, en los fangales que la bajamar deja al descubierto hay diferentes invertebrados. Entre ellos destacan algunos gasterópodos, como los bígaros, bivalvos, como las almejas y navajas, anélidos, como los gusanos de mar y equinodermos, como los erizos de mar.

Hacia el interior del municipio las praderas con bardales y setos de sauces, zarzamoras, escaramujos y majuelos son los elementos dominantes del paisaje, donde son frecuentes mamíferos como la comadreja, el armiño, el erizo, el topo, la musaraña común, el ratón común, la ratilla agreste, el ratón espiguero y el lirón careto. También hay encinares costeros y, en torno a los cursos de agua, bosques de ribera con alisos, sauces y avellanos.

 

© Copyright EL DIARIO MONTAÑÉS, Editorial Cantabria Interactiva S.L. CIF:B39495460 C\ La Prensa s/n 39012 Santander Registro Mercantil de Santander,
Tomo 723, Folio 165, Sección 8ª, Hoja S11607, Inscripción 1ª     Aviso Legal / Política de privacidad/ Política de Cookies